Madonna “MDNA” (Ultimate Music Review)

[Spanish] El lunes día 26 de marzo es el día D, o mejor dicho el día M, el día del regreso de la mundialmente conocida como Reina del Pop. Madonna vuelve con las pilas cargas, o más bien no, ya que ha anunciado que no habrá promoción alguna; para presentar al mundo pop su flamante nuevo álbum y décimo segundo de su carrera llamado “MDNA“, abreviación “libre” de su nombre y primero que no está asociado a su discográfica de toda la vida Warner Bros. Music sino que será lanzado a través de Live Nation con la colaboración de Interscope Records. El álbum cuenta con un total de 19 temas en la edición deluxe y 12 en la edición estándar que ahora voy a comentar track by track.

01. “Girl Gone Wild“: Corte que abre el álbum y segundo sencillo oficial lanzado el pasado 2 de marzo en iTunes. Para algunos muy “madonistas” este es considerado el verdadero primer sencillo del álbum, una manera muy sutil de camuflar el fracaso de su primer sencillo bajo ese adjetivo tan de moda llamado “buzz“. La canción ha sido producida por los hermanos Benassi junto a Jenson Vaughan, un corte de pop electrónico mezcla descafeinada del remix de “Celebration“, también creado por los hermanos Benassi y lanzado en su “Greatest Hits” allá por el 2009; junto con la canción “Sorry” de su décimo álbum de estudio “Confessions on a Dancefloor“. Una producción nada arriesgada que recurre a una intro-plegaría al más puro estilo creyente pero pecadora que ha utilizado sin parar a lo largo de su trayectoria profesional junto a un básico “hey-ey-ey-ey” como abertura de un estribillo que contiene una letra propia de una cantante teenager salida de Nickelodeon con frases como: “You got me in the zone / DJ play my favorite song / Turn me on“. Los presagios no han tardado en cumplirse y va camino de convertirse en otro fracaso en las listas de ventas.

02. “Gang Bang“: Primera producción de su habitual y querido William Orbit, creador de grandes clásicos del pop contemporáneo, con la colaboración de The Demolition Crew. Esta canción escrita por Madonna y Orbit junto a Priscilla Hamilton, Keith Harris, Jean Baptiste, el francés MIKA, Don Juan Demarco Casanova y Stephen Kozmeniuk contiene también una base electrónica y un estilo bastante alejado de lo que hasta ahora había presentado en su trayectoria profesional. Una de las primeras sorpresas favorables del álbum, una versión modernizada del clásico de Nancy Sinatra “Bang Bang (My Baby Shot Me Down)” con un base gangsta-dubstep muy lograda. Uno de los canciones con un elevado potencial como single para radios.

03. “I’m Addicted“: Si un orgasmo homosexual se pudiera transformar en una canción esta sería sin dudarlo la que más se le parecería. Una producción con base electrónica que como una buena relación sexual empieza con unos pasos previos marcados y tras varias acciones repetitivas se llega a culminar con un clímax apoteósico de sonido y placer. La canción es un crescendo de sensaciones producido también por Alessandro Benassi y Marco Benassi, cuyo resultado esta vez es perfectamente idóneo para esas noches de fiesta, donde el vicio y los deseos se mezclan sin límite. Otra de las claras canciones que darían un buen resultado en las listas dance/club, sin ninguna repercusión en las listas pop, guiándome por los resultado obtenidos hasta el momento por su compañera y amiga “Girl Gone Wild“.

04. “Turn Up the Radio“: Primera canción de su nuevo productor insignia para esta décimo segunda etapa musical, el francés Martin Solveig, creador también de su primer sencillo. La canción ha sido escrita por Madonna, y Solveig junto a la colaboración de Michael Tordjman y Jade Williams. Una producción easy-pop, simple y efectiva, que recurre a la clásica estratégica de repetir el título de la canción una y otra vez para auto-creerse que una canción mediocre puede convertirse en un hit. El tema suena tan al estilo del productor francés, véase “Hello” o “Boys & Girls“, que sinceramente parece un descarte de su último álbum “SMASH” (2011) cuya demo podría estar perfectamente grabada por su habitual Dragonette y que esta versión final la haya regalado a Madonna para que la añada su álbum. Canción que no aporta absolutamente nada al panorama pop actual.

05. “Give Me All Your Luvin‘” (feat. Nicki Minaj & M.I.A.): Finalmente llegamos al primer sencillo oficial del álbum. La canción, producida también por el francés Martin Solveig, tuvo un gran interés mediático a finales de 2011 justo cuando la demo oficial llamada “Give Me All Your Love” se filtró en Internet. Tras generar mucho hype entorno a la versión final de la canción y su estreno mundial en el half-time de la Super Bowl, la burbuja acabó estallando una vez presentada esa esperadísima versión final que por sorpresa de todos, era exactamente igual que la demo solo añadiendo las dos vocales de la rapera americana Nicki Minaj y la cantautora británica desconocida para los amantes del pop y adorada por los alternativos M.I.A.. Una canción que no deja de ser la versión 2.0 del último single de Solveig “Big In Japan” añadiendo el rap como nuevo aporte a la producción. Tal fue la decepción generada que la desconformidad hacía el lanzamiento provocó que Madonna regalará la canción si pre-ordenabas el álbum haciendo que automáticamente el álbum se catapultará el número 1 en pre-ventas, gran estrategia de marketing. Pero este aparente éxito comercial está enmascarado por el estrepitoso fracaso cosechado en las listas de ventas mundiales y de radio. Puede que los fans acepten eso como single, pero yo como amante del pop, esperaba mucho más de este primer sencillo y pienso que es un insulto lanzar una demo como versión final y sonando exactamente igual cuando, paradojas de la vida, la letra de la canción dice: “Don’t play the stupid game / Cause I’m a different kind of girl / Every record sounds the same / You’ve got to step into my world“.

06. “Some Girls“: Otra canción teen pop con base electrónica también escrita por Madonna y William Orbit pero esta vez con la colaboración de Klas Åhlund. Una producción que se excede en cuanto a la distorsión de la voz y que podría ser perfectamente incluida como relleno en un álbum de cualquier interprete dance debutante de tercera regional. No me aporta nada, una letra francamente nefasta que se salva por esa base electrónica que consigue que apenas se entienda lo que se intenta cantar. Sin ninguna opción material para convertirse en sencillo promocional.

07. “Superstar“: Esta canción es cuando una producción pop aparentemente inofensiva se convierte en un chicle, que este a su vez se te engancha en la suela del zapato y piensas ¿qué he hecho yo para merecer esto?. Un tema que podría estar incluido perfectamente en el debut discográfico homónimo de Belinda editado en 2003. Suena a antiguo, aburrida y repetitiva con un estribillo grotescamente infantil: “Ooh la la you’re my superstar / Ooh la la love the way that you are / Ooh la la you’re my superstar / Ooh la la that’s what you are“. Francamente ni tiene la edad, ni el álbum está enfocado para incluir una canción tan infantil y sin ningún potencial.

08. “I Don’t Give A(feat. Nicki Minaj): Segunda colaboración de la rapera Americana Nicki Minaj en el álbum. Una canción producida por Martin Solveig y Julien Jabre. Esta vez el francés consigue una decente producción pop haciendo que Madonna saque su parte más underground con unos intentos de rap. La canción sabe enlazar perfectamente un sonido cercando al R&B con el rap y pequeños toques dubstep, todo ello enlazado con un estribillo fácil y efectivo: “I’m gonna be OK / I don’t care what the people say / I’m gonna be alright / Gonna live fast and I’m gonna live right“. Personalmente me sobra el trozo final de la canción con los gritos de Oh Oh Oh Oh Oh, que no aportan nada a la canción y la alargan innecesariamente. Espero que si los rumores son ciertos y se confirma como tercer sencillo promocional, lancen una versión single más corta para poder convertirla en una buena opción para las listas de ventas y airplay a nivel mundial.

09. “I’m a Sinner” Otra de las producciones firmadas por William Orbit con la colaboración de Jean Baptiste. Un tema pop que suena en muchos momentos a las canciones de la antigua escuela de Madonna pero con un toque contemporáneo bastante logrado. La pega, una vez más, la pésima calidad de las letras, un estribillo básico que se dedica a repetir el título de la canción: “I’m a sinner, I’m a sinner, I’m a sinner, I like it that way / I’m a sinner, I’m a sinner, I’m a sinner, I like it that way“. Otra de las canciones que pasará sin pena ni gloria por la vida de millones de fans de Madonna.

10. “Love Spent“: Seguimos con otra de las buenas, o mejor dicho, pasables canciones del álbum. Esta vez el equipo formado por Madonna, William Orbit, Jean Baptiste, Priscilla Hamilton, Alain Whyte, Ryan Buendia y Michael McHenry han hecho bien su trabajo y eso se demuestra con esta producción soft-pop electrónico, con toques más que inspirados en las canciones de “Ray of Light“. Podría ser perfectamente la cara B de cualquier single de esa era. En mi opinión, la canción tiene un grave problema es muy floja en su inicio y hasta que no se llega cerca del segundo minuto no se arregla, llegado a ese punto es cuando realmente se disfruta de la mejor parte de la canción, eso sonido tan Madonna que tanto nos gusta: “Love spent, really love spent / Yeah I’m love spent / Wondering where the love went / Love spent, yeah I’m love spent / Really love spent / Wondering where it all went“.

11. “Masterpiece“: Una de la únicas baladas pop del álbum producida por Julie Frost y Jimmy Harry, es la canción principal de la banda sonora de la película “W.E.” (2012) y ganadora del Globo de Oro a mejor canción original. En mi opinión, una de las mejores canciones del álbum, sencilla, fácil de escuchar, con una letra bien estructurada y donde Madonna no necesita nada más que su suave voz para conseguir una bonita producción. Una lástima que no hayan más de este estilo en el álbum.

12. “Falling Free” Canción que cierra la edición estándar del álbum, siguiendo la estela de su predecesora, la balada soft-pop producida por Madonna, Laurie Mayer, William Orbit y Joe Henry, es otro de los aciertos del álbum. Como es ya un clásico en su discografía cierra con una balada. Una perfecta producción que consigue que su voz suene clara y limpia, solo acompañada por una base orquestal a piano. Más de 5 minutos de tranquilidad auditiva, perfecta para cerrar los ojos y dejar la mente en blanco. Relajación en estado puro.

13. “Beautiful Killer“: Primera canción de la versión deluxe del álbum. Una de las mejores canciones del álbum que inexplicablemente acaba como extra track. La producción a cargo de Martin Solveig y Michael Tordjman, es una perfecta canción de corte pop que recuerda a una mezcla de “Hollywood” y “Die Another Day“, ambas incluidas en su álbum “American Life” (2003). Una melodía a base de violines que la convierte en una deliciosa producción. Podría ser una buen single para cerrar la promoción del álbum.

14. “I Fucked Up“: Primera balada producida por Martin Solveig con la colaboración de Julien Jabre que se incluye en el álbum. Muy parecida al estilo de “Masterpiece“, también debería ser uno de los temas incluidos en la versión normal del álbum y no como extra track. Una vez más una canción con una melodía sencilla pero más que efectiva. Con un sonido 100% Madonna, es una de mis canciones favoritas del álbum. Incluye ese toque francés que tanto me gusta como ya hizo en su momento con el tema “Sorry” (2006): “I fucked up / I made a mistake / Nobody does it better than myself / I’m sorry, sorry, sorry / Je suis desole / I wish I could take you back but I can’t

15. “B-Day Song(feat. M.I.A.): Segunda colaboración con la británica M.I.A., una canción desenfadada también producida por Martin Solveig. Una de las canciones con una base más extraña y una estructura menos clásica o aparentemente más alejada del pop comercial, mezcla de cheerleading y pop alternativo. Una letra bastante simple e infantil con perlas al estilo: “And the beat goes on / I’m a happy girl / it’s my birthday soon / In my happy world“. Canción que parece que ambas se hayan fumado un par de canutillos a la hora de componerla.

16. “Best Friend“:  Última canción inédita de la versión deluxe del álbum. Una producción pop electrónica producida por Marco Benassi y Alessandro Benassi. Una excelente base que no acaba de cuajar con la letra. Una producción bastante floja, es un “si pero no“, que te deja con ganas esperando a algo con más potencial. Una canción que en mi opinión encaja perfecto para ser un extra track de la edición deluxe del álbum.

17. “Give Me All Your Luvin’(Party Rock Remix) [feat. Nicki Minaj & LMFAO]: Segunda versión del primer sencillo del álbum. Esta versión alternativa creada para intentar salvar la producción del fracaso más que anunciado, no consigue mejorarla en ningún aspecto. La aportación del movimiento “Party Rock” a la canción es totalmente innecesaria, teniendo que eliminar la parte donde canta M.I.A. para añadir las letras vacías de significado cantadas por el líder de LMFAO Redfoo. Es simplemente un movimiento de marketing para generar más leña del árbol caído.

18. “Love Spent(Acoustic): La versión acústica de la canción solo la tienen incluida los afortunados que cayeron en la estrategia de marketing y pre-ordenaron el álbum. Una bonita versión acústica a estudio donde Madonna demuestra que aunque no tenga una gran voz puede hacer unos buenos acústicos. Aunque es un falso acústico ya que incluye partes con voz distorsionada. Más que acústico yo le hubiera llamado versión lenta o “Candlelight

19. “Girl Gone Girl(Justin Cognito Radio Edit): Versión remezclada por el desconocido y recién llegado productor Justin Cognito, incluida como bonus track en la edición japonesa del álbum. Esta producción es un poco más dura en cuando a su sonido, remarcando más la parte electrónica y personalmente creo que mejora considerablemente la versión original.

 

Resumiendo: Un correcto álbum pop donde predomina el sonido electrónico. Un intento fallido de repetir la exitosa formula de su “Confessions on a Dance Floor“, mezclando temas inspirados en “Ray of Light” y “American Life“. También hay que decir que Madonna nunca lanza álbumes cargados de éxitos comerciales como hacen otras como Rihanna, Katy Perry, o Lady Gaga. Si repasamos su discografía vemos que la mayoría de álbumes incluyen 4 o 5 buenas producciones y lo demás deja muchísimo que desear. Y este décimo segundo álbum de estudio no es la excepción. El problema principal que veo son la pésima calidad de las letras que aun teniendo unos buenos productores, suenan a teen pop del barato. Me parece muy bien que Madonna considere que es joven de espíritu, no de edad, pero una cosa es cantar pop y otra muy distinta es seguir cantando canciones para adolescentes quinciañeras cuando lo que todo el mundo espera de ella es una clara evolución tanto musical como personal hacia producciones más maduras como lo son: “Masterprice“, “Falling Free” o “I Fucked Up“.

%d bloggers like this: